Ecológico, orgánico, biológico, artesano…¿qué es qué?

¿Hay diferencias entre unos y otros?

Una de las razones de ser de ECOGALIA es sumar personas al sector de la EcoActitud, cada uno en su nivel y fase de acercamiento a todo este mundo verde. Por ello, parte de nuestro compromiso es dar a conocer, para muchos, los primeros pasos para introducirse en un ámbito complejo, controlado y con bastantes símbolos que nos podrán ayudar a ir por el camino correcto.

El término “BIO” se reconoce en todas partes. Más que una moda pasajera, ha venido para quedarse, y es que cada vez somos más conscientes de que nuestra salud depende en gran medida de lo que comemos, y lo que comemos, de la calidad medioambiental de nuestro entorno.

El problema es cuando vamos al mercado, a una feria o a una herboristería y pensamos que todo lo que vemos es ECOLÓGICO, o nos lo intentan vender como ECOLÓGICO .Debemos estar informados porque es posible que no lo sea.

Empecemos por el principio: ¿es lo mismo un producto ecológico que uno biológico u otro orgánico? En España, la respuesta es sí, no hay diferencias legales entre una denominación y otra, al menos que tengamos constancia hasta la fecha.

Ahora ya podemos llamarlos indistintamente, pero… ¿qué es realmente un alimento ECOLÓGICO y como lo diferenciamos de los demás?

Un alimento ecológico está exento de pesticidas, aditivos sintéticos, su proceso de siembra, desarrollo, recogida y transporte respeta el medio ambiente, ayuda a preservar la biodiversidad y, en el caso de la alimentación, ningún alimento ecológico incluye OMG (organismos genéticamente modificados), desde luego estos son motivos más que suficientes para pasarnos al mundo BIO.

Además, como garantía de que esos procesos han sido auditados, todo producto ecológico está acompañado de un sello que así lo acredita.

En nuestro país, los organismos certificadores dependen de cada Comunidad Autónoma. En el caso de Galicia, el único organismo certificador es el “Consello Regulador de Agricultura Ecolóxica de Galicia” (CRAEGA) dependiente de la Xunta de Galicia. El sello que acredita que un producto gallego está certificado como ecológico es éste:

Consello Regulador Agricultura Ecolóxica

Se sigue el mismo diseño para todas las CCAA, pero es cierto que en algunas Comunidades también hay certificadoras independientes, como el caso de Andalucía y Castilla la Mancha, pero no es así en Galicia.

Así que, legalmente, no se puede llamar Ecológico, Biológico u Orgánico a un producto que no tenga el sello correspondiente.

Estos sellos valen para todo el territorio nacional.

La agricultura ecológica se encuentra regulada legalmente en España desde 1989, en que se aprobó el Reglamento de la Denominación Genérica “Agricultura Ecológica”, que fue de aplicación hasta la entrada en vigor del Reglamento (CEE) 2092/91 sobre la producción agrícola ecológica y su indicación en los productos agrarios y alimenticios.

Actualmente, desde el 1 de enero de 2009, fecha en que ha entrado en vigor, la producción ecológica se encuentra regulada por el Reglamento (CE) 834/2007 del Consejo sobre producción y etiquetado de los productos ecológicos y por el que se deroga en el Reglamento (CEE) 2092/91 y por los Reglamentos: R(CE) 889/2008 de la Comisión Europea, por el que se establecen disposiciones de aplicación del R(CE) 834/2007 con respecto a la producción ecológica, su etiquetado y control y R(CE) 1235/2008 de la Comisión por el que se establecen las disposiciones de aplicación del R(CE) 834/2007, en lo que se refiere a las importaciones de productos ecológicos procedentes de terceros países.

Pero ¿qué identifica a los productos internacionales como ecológicos en Europa?

En la UE el sello de circulación es este, y ha de estar correctamente identificado en cada uno de los paquetes:

Sello de circulación de producto ecológico en la Unión Europea

Esto nos garantiza que cumple la normativa. Ahora, si os fijáis, muchas veces veréis en los alimentos y complementos alimenticios los dos sellos en los productos españoles, el de la Comunidad Autónoma y el Europeo:

muchas veces veréis en los alimentos y complementos alimenticios los dos sellos en los productos españoles, el de la Comunidad Autónoma y el Europeo

Un producto artesano se podría definir de varias maneras, pero creo que la que más se acerca podría ser la de productos producidos por artesanos en los que la contribución manual directa del mismo es el componente más importante del producto acabado y que, en su esencia, utilizan materias primas procedentes de recursos sostenibles, pero no implica que esté libre de pesticidas ni aditivos sintéticos o que no se usen OMG.

Poca mención quiero hacer a los llamados “productos de casa”, que en Galicia nos inspiran tanta confianza infundada que resulta realmente alarmante, puesto que no se ejerce ningún tipo de control sobre el correcto uso de los sulfatos ni se garantiza el periodo de seguridad después de la aplicación de los mismos.

Fuentes para más información:

Deja un comentario

Ir a la barra de herramientas